Un lugar

IMG_6172

Un lugar donde la luna brille como en ningún otro sitio, donde el sol salude cada mañana quitándose el sombrero, las estrellas se cojan de la mano para jugar al corro, donde los árboles giren para dar sombra al pasar a su lado.

Un lugar donde los amigos sean como los de la infancia, los que siempre te siguen, acompañan y nunca te abandonan a pesar de que les propongas las más locas aventuras, donde las risas no acaban nunca y la imaginación supera la realidad, los  juegos se anteponen a lo que esperan los mayores.

Un lugar donde las flores estén cerca para admirarlas, sus colores sean tan intensos como la felicidad misma.

Un lugar donde ir descalzos, con los pies en el suelo pero la cabeza llena de pájaros, de sueños, locura, deseo, siendo nosotros mismos, sin tener que fingir, sin mentiras, con esa paz que tanto deseamos y casi nadie consigue.

Un lugar que solo podemos crear cada cual a nuestro antojo, ese lugar existe dentro de nosotros, solo debemos dejarlo salir y desearlo tanto que la energía sea quien se encargue de acercarlo a cada uno.

IMG_6173IMG_6206IMG_6183IMG_6188IMG_6211IMG_6191

Hoy llevo un look para buscar un lugar sencillo, casi infantil, inocente y con estilo para encontrar lo que deseamos.

Una camisa de volantes en azul bebe, unos jeans, bailarinas rojas y maxibolso ¿qué más necesitamos para estar en el lugar que deseamos?

Se necesita poco para ser feliz, solo estar donde queremos estar, reír con quien amamos, sentir sin limites, vivir la locura de los sueños.

Buscar un lugar en vuestros momentos es lo que deseo en este momento.

IMG_6198IMG_6203IMG_6204

 

 

IMG_6178

Camisa Gallery 13, Alicante

Jeans: Levi’s

Bailarinas: Bimba y Lola old

Bolso: Hoss Intropia

Gafas: Rayban

Anuncios

Me enseñó

IMG_6129Hola amigas y amigos,

Un rayo de luz rojiza entraba por la ventana, desperté a duras penas, no me apetecía enfrentarme al día, la agenda estaba completa, todo por hacer y qué pocas ganas, lo único que deseaba era volver a tapar mi cabeza con la sábana y disfrutar de unos minutos más de soledad y sueño.

Sueño o sueños para ir a donde deseaba estar, crear un momento esperando que en algún segundo se hiciera realidad. Entre esos sueños estaba la sonrisa de un ser imaginario, el beso de una madre dulce, la caricia de un amor deseado, tantas cosas y ninguna concreta.

Levanté la mitad de mi cuerpo y de mis pensamientos conmigo para mirar por el ventanal y observar como el mar se mecía lentamente, casi tan perezoso como yo, todo estaba en calma. Todo igual que días anteriores, no imaginaba lo distinto que podía llegar a ser.

El teléfono sonaba sin cesar, no alcancé a cogerlo sin resbalar varias veces al correr descalza y con los pies mojados, supongo que solté algún que otro taco mientras me acercaba para comprobar que habían colgado, devolví la llamada y mis ojos se abrieron como los de dos lechuzas.

Apenas me salió un hola tímido y  tembloroso ¡¡Dios!! Hacia años que no sabía nada de él, creo que no pude articular ni una palabra más, asentía con la cabeza como si pudiese verme, como si estuviese en el lugar donde le vi por última vez, donde se despidió con esa gran sonrisa que era capaz de iluminar el día más oscuro.

Su vuelta era inesperada y su llamada aún más, sentí como deseaba contarme su experiencia en sudamérica, cuánto había vivido  en estos años. Los más necesitados habían tenido suerte de conocerlo y tenerlo cerca, es la persona que te hace sentir más especial del mundo, solo él podía crear un lugar de luz  donde solo había desierto, un ser especial para el que no existían las fronteras, ni los caminos difíciles, solo la alegría de vivir, de compartir, de enseñar, escribía páginas de aventuras fascinantes, maestro de vocación de los que enseñan a sonreír y a creer en ti.

Quería quedar conmigo, volver a verme para comprobar que no había roto mi promesa, no lo hice, siempre seguí pensando en él, creyendo en él y en su labor, aunque tuve dudas en muchas ocasiones de que  cumpliese la que me hizo  él a mi, volver a buscarme en el mismo lugar donde creí perderlo para siempre.

Envuelta en una toalla, con el pelo mojado y el teléfono en la mano temblorosa, en ese instante, en ese precioso instante, sentí lo afortunada que era por haber creído en él y sobre todo porque alguien, y yo misma, cree en mi.

IMG_6126IMG_6133IMG_6152IMG_6134IMG_6144IMG_6150IMG_6154IMG_6162IMG_6164IMG_6168

Como creo que el look de hoy soy yo en estado puro.

Crear mi estilo. Sentir que todo es de color rosa, como esta camiseta deshilachada, de esas prendas que encuentras y piensas que no puedes dejarla escapar.

La llevo con este pantalón de cintura alta que tanto favorece, tiene una caída espectacular e igual lo puedes llevar con una prenda importante para  cualquier evento que con una camiseta informal.

Unas sandalias fucsia y un clutch con mucho estilo y práctico por su tamaño ¡que algunos son tan pequeños que no cabe nada!

Lo dicho amigas: a creer en vosotras que nadie os va a amar tanto como vosotras mismas.

IMG_6158Pantalones Uterqüe

Camiseta Zara

Sandalias Unisa

Gafas RayBan

Clutch Patty old

El poder de la música

IMG_6001

Hola amigas y amigos.

He cogido mi ordenador y me he dispuesto a escribir el post de hoy. Me apetecía mucho oír música, así que me he colocado mis auriculares y aquí estoy, sintiendo lo mas hermoso que se puede sentir, ¡¡el poder de la música que a mi me trasforma!!

¿Cómo podemos oír una canción en un idioma diferente al nuestro y sentir este tipo de emociones sino sabemos ni qué esta diciendo? Os aseguro que yo he llegado a llorar o estremecerme con la simple melodía de una canción.

Vivir con cosquillas por dentro gracias a ella, hacernos mejor de lo que somos, ella me me ha hecho entender que podemos ser mejores, volar por unos minutos, emocionarnos, mover nuestro cuerpo sin sentido o con sentido, todo es posible gracias a ella.

Ni una sola palabra necesitamos si ella nos acompaña, solo dejar que nuestros oídos se impregnen de su color.

Siento volverme loca en algunos momentos de su mano, otras puedo relajar el alma, hasta puedo viajar con ella, conocer paisajes desconocidos, caricias y besos a través de su magia.

El amor va de su mano, volver a ver sin ver a alguien en el recuerdo y en soledad.

Ahogar las penas en esa orilla del mar, poder vivir respirando su aroma, lo más hermoso de un alma libre y sin cadenas.

¡¡La música!! Es y será mi compañera para crear, no se puede vivir sin música sin morir lentamente.

No sé si os pasará igual que a mi, creo que si, buscamos en ella parte de nuestra esencia, de lo que somos y deseamos, sin palabras ni tiempo.

En este preciso instante escuchaba una melodía maravillosa de  Enya

Enya – Only Time (Official Music Video) – YouTube

El look de hoy es un canto a la sencillez. Dice mucho con muy poco, al igual que muchas de las canciones que nos emocionan con sólo escuchar una nota.

Espero que tengáis un buen fin de semana y disfrutéis de una buena banda sonora.

Pepa Vallejos

IMG_6004IMG_6008IMG_6012-2IMG_6015IMG_6021IMG_6026IMG_6029IMG_6040IMG_6045IMG_6047IMG_6049IMG_6051IMG_6053

Pantalón y bolso: Uterqüe

Camisa y bailarinas: Massimo Dutti

Gafas: Coach